Nuestro Programa

Enseñando a los Niños a Leer y Escribir

Para los niños en los países en desarrollo (y, en cualquier lugar), aprender a leer es un primer paso fundamental en el camino para salir de la pobreza. En Guatemala, los niños que pueden leer y pensar críticamente – los dos resultados más importantes de nuestro programa – tienen una capacidad mucho mayor como adultos para encontrar puestos de trabajo con salarios dignos. Son más propensos a continuar su educación en la escuela y están en mejores condiciones para iniciar sus propios negocios. Los lectores también tienen más probabilidades de convertirse en buscadores e imaginar una vida más allá de la pobreza extrema. Y con la capacidad de leer, tendrán las habilidades que necesitan para empezar a realizar esa vida.

El Reto

Cuando se trata de aprender a leer, los niños en Guatemala se enfrentan a desafíos enormes. Los libros son poco comunes, entre los adultos el analfabetismo es común y en el hogar les leen a pocos niños. Muchos, en el momento de comenzar la escuela, ni siquiera han tenido en sus manos un libro. Además, con 21 idiomas mayas reconocidos oficialmente, muchos de los niños no pueden hablar español cuando comienzan la escuela. Debido a esto, los niños en Guatemala empiezan sus estudios sin las habilidades fundamentales de pre-alfabetización que damos por sentado en el mundo desarrollado. Una vez que los niños empiezan la escuela, sus problemas se agravan con un sistema educativo con fondos insuficientes y con aulas que están casi vacías de libros educativos. Estos obstáculos se agrandan aún más por el hecho de que los maestros en Guatemala solo necesitan un diploma de secundaria para enseñar, que a menudo leen a un nivel de séptimo grado, y que todavía no han desarrollado en sí mismos el hábito de la lectura.

Actividades de Lectoescritura de Alto Impacto

A través de nuestro programa Lectura para la Vida, cada año capacitamos a cientos de maestros, quienes a su vez realizan actividades de lectura en el aula y la biblioteca para miles de niños. Estas actividades se realizan todo el año y se adecuan culturalmente a las características de las aldeas en las que trabajamos. En las aulas, las actividades incluyen técnicas de desarrollo de lectoescritura basadas en las mejores prácticas. En las bibliotecas y durante las vacaciones escolares, hay programas de préstamo de libros y de lectura. Nuestras actividades del programa Lectura para la Vida son convincentes para los profesores, los bibliotecarios y los niños, y ponen en marcha las habilidades de lectoescritura y fomentan el amor y el hábito de la lectura.

Una bibliotecaria entrenada por Child Aid lee en voz alta a niños K’iché en un aula remota.

Nuestro Programa

In Pictures

Lighting the Spark of Literacy